Subscribite a nuestro newslatter
 

Elcivico.com 17/08/2012

Tarjeta Roja al Maltratador: La emergencia social y la lucha por un sistema de contención
 

Diputadas presentaron el proyecto para declarar la emergencia social por violencia de género ante los impactantes casos que se suceden a diario. Sumate a la campaña

Las estadísticas espantan y en los diarios y televisión los casos de violencia de género se suceden. En los últimos días una mujer denunció que su ex pareja la picaneó durante cuatro horas, otra mostró una filmación de su ex pareja pegándole frente a su hija, una tercera está internada porque el ex marido le disparó en la cabeza, la esposa del bajista de Divididos denunció que le dio una paliza.

Desde 2010, aumentó 60% la cantidad de casos que llegan a la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Un informe del Observatorio de Femicidios, de la ONG Adriana Marisel Zambrano, indica que cada día en el país una mujer muere víctima de la violencia de género. Paradójicamente, el hogar familiar es el lugar más peligroso para las mujeres, y sus propias parejas o ex parejas, los principales agresores.

Sólo en la ciudad de Buenos Aires, en lo que va del año unas 5500 mujeres solicitaron ayuda por ser víctimas de violencia familiar, malos tratos y agresiones. Son las que llamaron a la línea de teléfono gratuita que tiene la Dirección de la Mujer del gobierno porteño, 0800-66 MUJER.

Las oficinas de violencia doméstica de la Corte y de la Ciudad contabilizan unas 50 denuncias diarias. Pero frente a estos números se oculta la realidad de una Justicia lenta y una policía que no siempre protege a las víctimas que sienten que la denuncia se vuelve en contra, generando más violencia.

Emergencia social por violencia de género
La diputada del GEN, Virginia Linares, presentó en el mes de marzo un proyecto para declarar la emergencia social por violencia de género pero el documento aún no tiene dictamen ni siquiera en la Comisión de Familia. "De violencia no tenemos estadísticas oficiales pero sí hay otras en las que se percibe que existe un caso de mujeres asesinadas por día", señaló.

"Hay muchas mujeres que vuelven a sus casas porque sienten que la violencia que ellas padecen es mucho menor que la violencia de no poder darles de comer a sus hijos", subrayó la legisladora que insiste en la implementación "cabalmente de la ley 26.485 de protección integral para prevenir, erradicar y sancionar la violencia contra las mujeres, que fue sancionada en 2009. Esta ley contiene un elenco de políticas públicas integrales que deben ser diseñadas y puestas en marcha por el Consejo Nacional de las Mujeres, y de las cuales no hemos visto ninguna aplicación concreta".

Por su parte, Victoria Donda, también de FAP, reconoció que "el problema se ataca con políticas integrales, con urgencia, decisión política firme. Vemos femicidios y mujeres brutalmente violentadas a diario". En tanto que Raquel Asensio, de la Comisión de la Mujer de la Asociación de Abogados de Buenos Aires coincidió en que "Se debe dictar la emergencia. El Poder Judicial está desbordado por la avalancha de casos. El personal que atiende estas situaciones no está bien preparado y no hay presupuesto. Tampoco hay garantías para la mujer que denuncia. El hombre con exclusión de hogar vuelve en forma impune porque no tiene sanción”.

Políticas sociales y un sistema de contención
"La Justicia dictamina la exclusión de hogar, pero eso no garantiza que se cumpla. ¿La policía debe hacerlo cumplir? La violencia doméstica es muy particular, a veces las propias mujeres no sostienen las denuncias. Por eso se deben dictar políticas sociales, con abogados y psicólogos que las acompañen en el proceso, viviendas para el después y servicios para sus hijos –opina Natalia Gherardi, abogada del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género–. El Poder judicial en soledad no resuelve nada. Es un problema de la sociedad".

Gonzalo Sansó, de la Oficina de Asistencia a la Víctima del Ministerio Público Fiscal de la ciudad, sostiene que el esquema de la justicia tradicional no es efectivo en la violencia doméstica: "Es un tema con aristas particulares. Lo esencial ante una denuncia es evaluar el nivel de riesgo, y ese informe debe ser entregado al fiscal en horas para que dé las recomendaciones de cuidados específicos".

Lo cierto es que en casos graves se pide un policía en la puerta de la casa, y en más extremos, prisión preventiva pero estos pedidos hay que hacerlos desde la Justicia Penal y no siempre se otorgan. Por lo que la víctima siente que un hombre que viola la exclusión de hogar o la restricción de acercamiento y no es sancionado se siente impune, y refuerza su nivel de violencia.

Tarjeta Roja al Maltratador
La campaña “SACA TARJETA ROJA AL MALTRATADOR” (Edición Argentina 2011/2012), "contribuye al cumplimiento de las leyes que garantizan una vida sin violencia, promoviendo la Equidad, Igualdad de Trato y Oportunidades entre todas las personas", sostiene la página oficial.

La iniciativa invita a imprimir en el sitio una tarjeta roja y subir una foto para sumarte a la campaña de la que participan innumerables personajes del deporte y espectáculo, como en el spot donde participan Luciano Cáceres, Benjamín Rojas, Maju Lozano, Guillermina Valdés, Virgina Innocenti, Marley y Lito Cruz.
 

 
 

Volver