Subscribite a nuestro newslatter
 
Incidentes en marcha por el aborto legal
 

En la marcha por el aborto legal realizada el primero de noviembre las manifestantes fueron atacadas por un grupo de antiderechos que se encontraban en la Catedral, resguardados por la Policía.
 

El primero de noviembre la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito convocó a una marcha cuya realización fue decidida en el Encuentro Nacional de Mujeres que tuvo lugar en Misiones a principios de octubre. La elección de la fecha no fue al azar: ese día se cumplió un año desde la celebración de la última audiencia pública en la que se trató el tema de la legalización del aborto.
 

 

Las manifestantes se concentraron en el Congreso y marcharon hasta Plaza de Mayo. Allí, un grupo de manifestante autodenominados “provida” y bautizados “antiderechos” por el movimiento de mujeres, las esperaban en la Catedral. Protegidos por un doble cordón policial comenzaron a atacar con diversos tipos de proyectiles a las mujeres que iban llegando hasta Casa Rosada. Algunas se defendieron con las cañas que sostenían las banderas y botellas de plástico.
 
 

Las coberturas de Clarín, Crónica y Página12 destacan la clara desventaja de quienes marchaban pidiendo la legalización del aborto, frente al grupo antiderechos que contó con protección policial y fue quien comenzó con los ataques. Entre las pancartas que estaban en la Catedral podía leerse una que instigaba “Religión o muerte”. La Nación por su parte solo publicó una foto con un breve que se centraba en los incidentes, sin especificar quienes iniciaron las agresiones. 
 
 

Una vez más, ante la manifestación del movimiento de mujeres, los grupos antiderechos recurrieron a la violencia para expresarse en contra del derecho de las mujeres a interrumpir un embarazo no deseado.
 
 

Con los incidentes lograron cumplir, en parte, su objetivo. Los medios se centraron principalmente en el conflicto desatado y no en el reclamo de las miles de mujeres de diferentes sectores que se reunieron para exigir al poder legislativo y ejecutivo que garanticen el derecho de las mujeres a acceder al aborto legal, seguro y gratuito.  
 
 
 

Volver