Subscribite a nuestro newslatter


Clarín. Sociedad. 23/04/2013

Aborto no punible: un nuevo fallo suspendió más requisitos

 

La jueza porteña Patricia López Vergara volvió a limitar la aplicación del protocolo para los abortos no punibles en la ciudad de Buenos Aires. Como medida cautelar, la magistrada dispuso que el sistema de salud porteño no deberá exigir que se demuestre que el riesgo para la salud o la vida de la mujer que solicita la interrupción del embarazo sea grave o inminente, y tampoco se exigirá la acreditación de insania o discapacidad mental.

La medida cautelar fue dictada por el recurso colectivo presentado por la Asociación por los Derechos Civiles (ADC), el Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y la Red por los Derechos de las Personas con Discapacidad (REDI). López Vergara, como subrogante del Juzgado en lo Contencioso Administrativo y Tributario número 2, consideró que el protocolo 1252, sancionado el año pasado por el Ministerio de Salud del Gobierno porteño, muestra "un exceso reglamentario" y entra en contradicción "con el artículo 86 incisos 1 y 2 del Código Penal, dentro de los lineamientos fijados por la Corte Suprema de Justicia de la Nación".

En marzo de 2012 un fallo de la Corte Suprema instó a las autoridades a no poner trabas para que una mujer pueda ejercer su derecho a interrumpir su embarazo en un caso de violación. En septiembre el ministro de Salud, Jorge Lemus, firmó un protocolo con requisitos restrictivos. Fue muy cuestionado, y dos días después Lemus dejó su cargo.

En noviembre, la misma jueza ya había suspendido otros cinco artículos del protocolo. Entre otras cosas, en aquel fallo López Vergara determinó que, para la práctica de un aborto no punible, no hace falta la intervención de un equipo interdisciplinario, no se necesita el consentimiento de los padres si quien pide la práctica es una menor de edad y no hay un límite de tiempo para realizarlo en caso de tratarse de una violación.

 
 

Volver