Subscribite a nuestro newslatter



Télam. Redes.29.09.2016.

Amnistía Internacional y ELA impulsan una campaña por la paridad de género en la política

 

Bajo el hastag #MujeresALaPolítica, las organizaciones buscan incluir en el debate de Reforma Política próximo a tratarse en el Congreso la inclusión de mujeres en el 50% de las listas legislativas.

La campaña se centra en una serie de videos que grabaron referentes de todas las fuerzas políticas y dirigentes de organizaciones sociales donde se argumenta la necesidad de que haya igualdad de género en los espacios de poder. 

Una de las participantes fue la secretaria de Política Sanitaria y Desarrollo Humano de Tigre, Malena Galmarini, quien afirmó que "hablar de paridad no es hablar de cargos, no es hablar de nombres. Es hablar de Justicia, es hablar de salud, es hablar de educación, y para que esos temas sean parte de la agenda de los que toman decisiones en este país, es necesario que las mujeres estemos en esos ámbitos".

El ex gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, también fue parte de la camapana y señaló que cree en la igualdad de género porque está convencido de que "con la paridad se va a mejorar la democracia. Y esa democracia va a mejorar el Estado de toda la sociedad argentina".

Para la diputada nacional de la UCR, Carla Carrizo, afirmó que defienden la paridad porque "es equidad, las mujeres somos mayorías, no se trata de Argentina, se trata del mundo y no es ningún privilegio".

También la diputada nacional del FpV, Cristina Álvarez Rodríguez, se sumó a la iniciativa y afirmó: "Buscamos a la paridad porque sentimos que cuando en la historia las mujeres han legislado, han tenido logros muy importantes para toda la sociedad, como la ley de lactancia materna, o la ley de prevención de violencia de género, o la ley de salud sexual reproductiva".

La iniciativa surge de que el proyecto inicial de Reforma Política que tratará el Congreso no incluyó el tema de la igualdad del acceso a los cargos electivos entre mujeres y hombres cuando está presente en las discusiones electorales en países latinoamericanos como Bolivia, Costa Rica, Nicaragua, Ecuador, México, o España y Francia en Europa.

El país fue pionero cuando sancionó la primera ley de cupo femenino de América Latina en 1991, garantizando que como mínimo el 30% de las listas legislativas sean formadas por mujeres. Si bien fue un avance, desde Aministía Internacional  y el Equipo Latinoamericano de Justicia y Género consideran que para que haya realmente justicia hay que llevar la participación de las mujeres a la mitad de los cargos electivos.

 
 

Volver