Subscribite a nuestro newslatter

El acoso sexual a las mujeres políticas

Este semana se dio a conocer un caso de abuso en el espacio de Cambiemos. La violencia contra las mujeres en política es poco conocida, pero muy frecuente.

El reciente caso de acoso sexual que tiene como protagonista a un referente político de Cambiemos vuelve a colocar a la violencia contra las mujeres en política en el centro de la escena. Esta forma de violencia permaneció invisibilizada durante mucho tiempo al ser considerada “las reglas del juego” o el “costo” que las mujeres tienen que pagar por insertarse en el ámbito político. En diciembre de 2018, luego de la denuncia de Thelma Fardin, se dieron a conocer varios casos de violencia contra las mujeres que involucraban a referentes políticos de diferentes fuerzas.

En el 2018, ELA publicó la investigación “Violencia política contra las mujeres. Experiencias en primera persona” que recoge los primeros datos empíricos sobre la dimensión del problema y experiencias en primera persona de mujeres políticas dentro del Poder Legislativo. Esta investigación demostró que lejos de ser un problema aislado, la violencia contra las mujeres en el ámbito político está ampliamente extendida en nuestro país: alcanza a 8 de cada 10 políticas y está presente en todas las provincias y a lo largo de todo el arco político.

Las legisladoras encuestadas señalaron que los tipos de violencia más frecuentes son la psicológica (50%) y la simbólica (28%). En menor medida se encuentran la violencia económica (22%), y la violencia física y sexual, que fueron reportadas en menos del 10% de los casos. En cuanto al momento en el que se producen este tipo de episodios, un 44% señaló que fue como autoridad electa, un 38% durante la militancia, y un 15% mientras eran candidatas.
 

Pero, ¿qué respuestas se han dado en nuestro país para combatir este flagelo? A nivel normativo, en abril de 2019 el Senado dio media sanción a un proyecto de ley para reconocer esta modalidad de violencia dentro de la ley de protección integral (26.485). Por otro lado, varios partidos políticos han avanzado en la elaboración de protocolos de atención y abordaje de situaciones de violencia de género.

El 2019 será un año crucial para trabajar esta temática, ya que como muestran los datos, durante las campañas electorales se suelen producir los mayores episodios de violencia política contra las mujeres. Es por este motivo que desde ELA, junto con FUNDECO, ANAP y COPPAL realizaremos un monitoreo que permita identificar situaciones de violencia contra las mujeres en política en las elecciones, tanto en las PASO como en las generales.

Más allá de las legislaciones posibles, es importante que los partidos políticos demuestren un compromiso para erradicar este tipo de violencia. Es necesaria la implementación de mecanismos para la prevención de las violencias, la protección de las mujeres y también un genuino compromiso para llevar adelante las investigaciones pertinentes en caso de denuncia. Desconfiar de la víctima o poner en duda sus declaraciones solo perpetúa la violencia que sufrió.

Desde ELA repudiamos toda forma de violencia contra las mujeres y apelamos a los diferentes actores (poderes públicos, partidos políticos, medios de comunicación), a que trabajen para prevenir y erradicar estas prácticas que impiden el pleno ejercicio de los derechos políticos de las mujeres.


 


Volver