Subscribite a nuestro newslatter
 La Capital (Rosario). La Ciudad.05/06/2011
Justicia y sindicatos, ámbitos con poca presencia femenina
 
La investigación del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA) apuesta a identificar la presencia de mujeres en puestos de máxima autoridad en diferentes áreas. Para esto, el trabajo busca establecer el índice de participación de mujeres (IPM) en el ámbito de la política, la sociedad civil y sindicatos, y el mundo de los negocios. Y si bien en los tres poderes del Estado (tanto nacionales como provinciales y locales) y los partidos políticos el IPM alcanza el 18,7 %; en los otros dos espacios la presencia de féminas es bastante menor: 8,1 y 4,1 % respectivamente.

Cupos. El trabajo destaca que mientras la ley de cupo establece el 30 % como participación mínima de mujeres para asegurar el ejercicio de la democracia, ese porcentaje está lejos de ser la norma en otros espacios. Entonces, pregunta: “¿Cuál es la solidez de la participación de las mujeres en la democracia?”.

Se puede pensar que la presencia equitativa de varones y mujeres en puestos de decisión es apenas cuestión de tiempo. ¿Pero cuánto? Un buen ejemplo es el Poder Judicial. En el ámbito nacional apenas el 15 por ciento de los cargos están ocupados por mujeres, porcentaje que se eleva al 20,5 en los tribunales de las provincias. Sin embargo, acota el trabajo de ELA, desde hace 20 años las mujeres son la mayoría de las graduadas de las carreras de derecho.

En la Universidad Nacional de Rosario (UNR) también las estudiantes de derecho superan a los varones desde hace años. Las mujeres constituyen el 51 por ciento del total del personal del Poder Judicial de la provincia; pero de los seis integrantes de la Corte Suprema de Justicia hay una sola mujer: María Angélica Gastaldi. Y hasta marzo pasado, la cantidad de jueces casi duplicaba a sus pares mujeres: 253 contra 132. Un escalón más abajo, entre los secretarios, la representación cambia, son 185 mujeres y 153 varones.

En la Bolsa de Comercio no hay una sola mujer que integre el directorio

De los tres espacios (política, economía y sociedad) relevados en la investigación del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género, el mundo de los negocios aparece como el ámbito más esquivo a la participación de mujeres. Al punto que de cada 100 cargos de poder en empresas o cámaras empresariales apenas cuatro están ocupados por ellas.

La Bolsa de Comercio de Rosario no escapa a esa tendencia. Los 19 miembros de su consejo directivo son varones, lo mismo que los dos titulares de las cámaras arbitrales, los cinco asesores y los representantes de las entidades adherentes (9), mercados adheridos (3) y entidades participantes (20). En síntesis, la nómina de 58 personas que integran las autoridades de la entidad no exhibe ningún nombre femenino. En cambio, la Bolsa de Comercio de Santa Fe sí incluye una mujer en su directorio: Analía Gaviglio es una de los siete vocales de un directorio de 41 miembros.

La mesa directiva de la Bolsa de Comercio de Buenos Aires está integrada por 14 personas, todos varones. Sin embargo, en el consejo directivo una mujer, Zulma Mascaretti, representa a los operadores de mercado. Y entre los consejeros suplentes hay otros dos nombres femeninos. Eso sí: son sólo tres entre 74 personas.

 
 

Volver